Noticias

1 Noviembre 2018

A un mes de la muerte de Khashoggi, RSF apaga simbólicamente la torre Eiffel en homenaje a los periodistas asesinados

En vísperas del Día Internacional para Poner Fin a la Impunidad de los Crímenes contra Periodistas, Reporteros sin Fronteras (RSF) apaga simbólicamente la torre Eiffel, en homenaje a Jamal Khashoggi, famoso columnista saudí asesinado el 2 de octubre pasado, y a todos los periodistas que han perdido la vida debido a su labor profesional.

Este jueves 1 de noviembre de 2018, a las 18:30 horas, la torre Eiffel se sumergió en la oscuridad durante un minuto. Un homenaje rendido en silencio a Jamal Khashoggi, asesinado el 2 de octubre pasado en el consulado saudí en Estambul, y a todos los periodistas asesinados en el mundo cuyas muertes permanecen impunes.


Esta manifestación, que fue posible gracias al apoyo del Ayuntamiento de París, fue organizada la víspera del 2 de noviembre, fecha en que se celebra el Día Internacional para Poner Fin a la Impunidad de los Crímenes contra Periodistas. Desde el inicio del año 2018, 77 periodistas y colaboradores de los medios de comunicación han sido asesinados. Nueve de cada diez crímenes cometidos contra periodistas permanecen en la impunidad.


“El bárbaro asesinato de Jamal Khashoggi muestra que ya no hay límites en la eliminación premeditada de periodistas”, señaló Christophe Deloire, Secretario General de RSF, en una conferencia de prensa organizada justo en frente de la torre Eiffel, en la Place de Varsovie. “Para protestar por esta situación inconcebible, había que realizar un gesto significativo, como el de apagar uno de los monumentos más emblemáticos del mundo. Envolviendo a la torre Eiffel en la oscuridad, en negro, con el color del duelo, rendimos homenaje a nuestros colegas asesinados. El retorno de la iluminación, de la luz, recuerda a los asesinos de periodistas que tarde o temprano deberá hacerse justicia”, añadió.


Junto al Secretario General de RSF también se encontraban: Fabiola Badawi, quien fue colega de  Jamal Khashoggi;  Andrew Caruana Galizia, uno de los hijos de Daphné Caruana Galizia, la periodista de investigación maltesa asesinada el 16 de octubre pasado con la explosión de una bomba colocada en su automóvil; así como Christophe Boisbouvier, periodista de Radio France Internationale (RFI) y representante de la asociación de Amigos de Ghislaine Dupont y Claude Verlon, periodistas asesinados en Malí hace cinco años.


Cuando la torre Eiffel volvió a iluminarse, se blandieron simbólicamente los retratos de Jamal Khashoggi, junto a los de Ghislaine Dupont, Claude Verlon y Daphné Caruana Galizia, acompañados del hashtag #NoImpunity.